Pide cita llamando al 986 857 777… o si lo prefieres te llamamos nosotros

Problemas oculares en los niños con síndrome de Down 

Muchos coincidimos en que la visión es el más importante de los sentidos, ya que recibimos más del 90% de la información a través de nuestros ojos. Este hecho es más importante si cabe cuando una discapacidad afecta a las personas, como ocurre en el caso del síndrome de Down. Por eso es importante conocer los problemas oculares más frecuentes en estas personas y cómo tratarlas a tiempo. 

El síndrome de Down se debe a una alteración genética que se produce por la presencia de un cromosoma extra; de tal modo que las personas con síndrome de Down tienen 3 copias del cromosoma 21, en lugar de 2.  

Es importante recalcar que el síndrome de Down no es una enfermedad, sino una alteración genética que afectará de forma variable a cada persona que la presente.  

Es muy importante entender que el síndrome de Down por sí mismo no es motivo de una mala visión, sino que debemos identificar las posibles causas que lo provoquen 

A nivel ocular, los niños con síndrome de Down suelen presentar 3 tipos de problemas oculares: 

Defectos de graduación (miopía, hipermetropía y astigmatismo) 

Son muy frecuentes. En los niños con síndrome de Down la miopía es más frecuente que en el resto de la población infantil. 

 

Como en el resto de niños, el tratamiento consiste en poner unas gafas con la graduación adecuada. De forma puntual se puede recurrir a las lentes de contacto o incluso la cirugía refractiva cuando no es posible ninguna de las opciones anteriores 

Cataratas 

Consisten en la pérdida de la transparencia normal del cristalino (la lente natural que tenemos dentro del ojo y que sirve para enfocar los objetos). En niños con síndrome de Down, es bastante frecuente (hasta un 86% según algunos estudios), aunque sólo requieren cirugía un pequeño porcentaje de casos, cuando la opacidad afecta a la visión. 

Existen diferentes tipos de catarata en función de la edad del niño con síndrome de Down a la que aparezcan: 

  • En los recién nacidos suelen ser cataratas totales, que comprometen seriamente la visión y requieren una cirugía a corto plazo. 
  • Durante la infancia aparecen cataratas corticales o polares anteriores o posteriores. El compromiso visual puede ser leve y que no necesiten operarse durante la infancia. 

 Movimientos oculares 

El estrabismo es una enfermedad en la que los dos ojos miran en direcciones diferentes. Los niños con síndrome de Down suelen tener los ojos desviados en el eje horizontal, tanto “hacia dentro” como “hacia fuera”. En ocasiones, pueden necesitar una cirugía, pero sobretodo debemos evitar que el estrabismo provoque la aparición de un ojo vago, que ya no tendría solución en la edad adulta. 

El nistagmus consiste en un movimiento oscilante y repetitivo de los ojos. 

Tanto los estrabismos como los nistagmus son capaces de provocar posiciones anómalas de la cabeza o tortícolis, que pueden llegar a solucionarse tratando el estrabismo o el nistagmus.  

Queratocono 

El queratocono es especialmente frecuente en niños con sd de Down. Fundamental evitar que se froten los ojos para evitar que el queratocono siga progresando. Se manifiesta por un astigmatismo elevado o una disminución de la visión a pesar de llevar gafas. El tratamiento es el mismo al de otras personas con queratocono. 

RECOMENDACIONES 

Con el fin de descartar estos problemas visuales, todos los niños con síndrome de Down deben ser valorados por un oftalmólogo durante sus 3 primeros meses de vida. Sobretodo para descartar la presencia de una catarata congénita, que como hemos mencionado requiere una cirugía inmediata. 

A partir de entonces, necesitarán una revisión oftalmológica anual durante toda la vida, para asegurarnos un correcto desarrollo de su sistema visual. 

Conociendo las peculiaridades de los problemas oculares que pueden tener los niños con síndrome de Down podremos reconocerlos precozmente y actuar a tiempo. Cuidar la vista de los niños con síndrome de Down es especialmente importante para mejorar su comunicación con las personas y el mundo que les rodea. 

CLÍNICA DE OFTALMOLOGÍA VIGO

Rúa do Marqués de Valladares, 22, 36201 Vigo
986 85 77 77
info@clinicavilloria.es

Ven a vernos >

CLÍNICA DE OFTALMOLOGÍA PONTEVEDRA

Rúa da Virxe do Camiño, 1, 36001 Pontevedra
986 85 77 77
info@clinicavilloria.es

Ven a vernos >

Pide cita llamando al 986 857 777... o si lo prefieres te llamamos nosotros

SÍGUENOS EN...